Miércoles 24 de Abril de 2019
Esto está pasando ahora: Selección Copa Superliga Messi Europa Agenda

Para 2020

¿Hay posibilidades de que el Dakar regrese a la Argentina?

En 2011, el Dakar se abrió en plena 9 de Julio. (AFP)
© Clarín

Tras la experiencia en Perú, donde se realizó un Dakar de emergencia, la organización estudia la próxima competencia. Chile y Paraguay están interesados, pero ¿cómo se inserta nuestro país?

Viernes 11 de Enero de 2019

Es la primera vez que la Argentina no participa de un Dakar, desde que la compleja competencia se disputa en tierra americana. Desde 2009, nuestro país tenía asistencia perfecta en la dura carrera, pero esta vez faltó a la cita. Por primera vez el Dakar se desarrolla en un solo país: Perú. Mientras tanto, la organización ya negocia el recorrido de la edición 2020. ¿Podrá regresar la Argentina a la aventura más extrema del mundo?

Al margen del frustrado intento en 2008, cuando las amenazas terroristas se interpusieron y se canceló el Dakar de aquella temporada en África, lo que derivó el traslado de la competencia a América del Sur, la competencia vivió el momento más complejo durante la organización del actual Dakar.

Esta competencia, que ahora entra en el día de descanso en la base aérea peruana de Arequipa, se realizó a las apuradas. Primero fue la baja de la Argentina, luego siguió Chile, hubo un cortocircuito con Bolivia y finalmente quedó Perú. En el medio, la crisis institucional en este país también puso en jaque al Dakar, que finalmente es más corto (5600 kilómetros contra los 9000 habituales) y con menos días (10 frente a los 15 tradicionales).

La empresa que organiza el Dakar, Amaury Sport Organisation (ASO) quiere volver a la estructura tradicional, de más de 13 días y mayor cantidad de kilómetros. Para ello está en plena gestión con países vecinos.

De hecho, en la rampa de largada en Lima, hace cinco días, estuvieron emisarios chilenos para evaluar la jornada de apertura, ya que la intención del país trasandino es contar con la partida del próximo Dakar.

En el caso de Chile, intervendrían inversiones privadas, ya que el gobierno nacional no estaría dispuesto a facilitar económicamente las pretensiones francesas (se estima que son unos 6 millones de euros).

El otro interesado en la región es Paraguay. Con la experiencia de haber contado con la largada hace un par de años, ve con muy buenos ojos realizar el cierre de la próxima carrera, aunque en lugar de tener sólo una jornada de acción, aumentaría sus expectativas a tres etapas en suelo guaraní.

El gran impulsor dentro del nuevo gobierno paraguayo es el ex piloto Milcíades Fretes, que integra el área de Deportes con miras a los Juegos de Asunción 2022. Fretes fue el artífice de aquel paso dakariano por la capital paraguaya en 2017 y ahora lleva adelante las negociaciones a futuro.

¿Cómo se enlaza a Chile con Paraguay en el recorrido? Allí entra en juego la Argentina. La ASO quiere contar con nuestro país en la organización. Fue con el que mejor se llevó, debido a la gestión inicial de traer el Dakar a América del Sur.

Claro está que ya no se encuentra Enrique Meyer en la cartera de Turismo, que en plena era Kirchnerista fue el impulsor de esta movida. Con el cambio de administración, el Dakar continuó en el país, aunque el nuevo titular de Turismo, Gustavo Santos, no mostró el entusiasmo de su antecesor. A tal punto que la Argentina salió del recorrido.

Para el actual Dakar, los gobiernos provinciales pretendieron negociar directamente con ASO, sin la intervención de la Nación. Ello originó algunos cortocircuitos que derivaron a frustrar la gestión.

Para el Dakar 2020, la idea es que los gobiernos provinciales inviertan económicamente (en la región norte y noroeste el impacto de dinero durante el paso de la caravana es significativo) y que la logística y facilidades de aduana y demás detalles corra por cuenta del gobierno nacional.

“Vamos por ese rumbo”, aseguraron a Clarín fuentes de ASO. Sin embargo, Etienne Lavigne, director general del Dakar, no descartó otros horizontes para la competencia: “Para 2020 no será sólo Perú otra vez. Es muy importante que el Dakar vuelva a pasar por varios países. Pero estamos en un tiempo de incertidumbre para el futuro de la competencia. Una vez que termine este Dakar, evaluaremos las posiciones de los países sudamericanos que ya son dakarianos para saber qué determinan sobre sus participaciones y tomaremos una decisión” Sobre un posible regreso a África, Lavigne advirtió: “También examinamos alternativas en otros puntos, como África, por si el panorama no es favorable en América”. Lo cierto es que no quieren pasar nuevamente por el nerviosismo del último año con tanta incertidumbre. Y en esos planes, quizá la Argentina vuelva. Todo depende qué se negocie en los escritorios en las próximas semanas.

Arequipa, Perú. Especial.



Fuente: Clarín
Otras Voces