Sábado, 15 de Diciembre de 2018

Política

Mauricio Macri encabezó la presentación de los aviones Pampa III en Córdoba

"Es un día de una enorme emoción, nuestra fábrica estuvo al borde del cierre por problemas impositivos, durante años no pudimos construir ni efectuar el más mínimo mantenimiento a ninguna aeronave. Esto es una pequeña muestra de nuestra capacidad industrial y esperamos que a pesar de las restricciones presupuestarias, la fábrica sea autosustentable en el mediano plazo". Juan Carlos, un veterano trabajador de la FAdeA (Fabrica Argentina de Aviones) no termina de dar crédito a lo que está a punto de ocurrir en la legendaria planta industrial cordobesa.

Tal como informara oportunamente Infobae: FAdeA aquilata en su haber, no solo la creación de aviones emblemáticos como los modelos "Pucará", "Boyero" o "Pulqui", sino además fue un ícono de la industria automotriz nacional. Sus productos más recordados fueron toda la serie de vehículos "El Justicialista", el Rastrojero y Rastrojero Diesel y el Frontalito entre otros.

Al bautismo de vuelo de los flamantes IA 63 PAMPA III, además de Mauricio Macri y los altos funcionarios nacionales que lo acompañaron, asistió buena parte de la dirigencia política de la provincia de Córdoba, a excepción del gobernador Juan Schiaretti por razones de salud. Si fueron de la partida distintos representantes gremiales locales, dando muestra de la paz social alcanzada en la planta a pesar de la reducción de personal que realizara la gestión que hoy encabeza Antonio Beltramone.

Al arribar a la planta Industrial, Macri efectuó un recorrido por las principales naves del enorme predio lindero con la Escuela de Aviación Militar. El Presidente fue puesto al tanto de los recientes avances de la empresa en materia de generación de negocios con el sector privado, las que han desembocado en la firma de contratos para la atención de aviones comerciales de cabina angosta, para empresas como Latam y Flybondi.

Al hacer uso de la palabra en forma previa al vuelo inicial, Macri pasó revista al pasado, presente y futuro de FAdeA y en sintonía con la propuesta que desde el propio Ministerio de Defensa se ha lanzado en torno a las unidades de producción dependientes de esa cartera, abogó por el pronto autofinanciamiento de la firma.

Infobae dialogó en forma exclusiva con el Jefe de la Fuerza Aérea Argentina. El Brigadier General VGM Enrique Amrein remarcó la importancia que tiene para la FAA la incorporación de este nuevo sistema de armas al que calificó como de suma importancia para la defensa nacional. "Estas aeronaves han sido rematriculadas como aviones de ataque, y se van a incorporar inmediatamente a la VI Brigada Aérea con asiento en Tandil. Serán empeñados en el entrenamiento de pilotos pero también tomarán parte activa en los operativos de control de fronteras", señalo el jefe de la aviación militar. Y agregó: "Ahora se inicia un proceso de incorporación y logística para asimilar estas máquinas que tienen una aviónica nueva, lo que nos va a insumir el resto del año".

El ministro de Defensa, Oscar Aguad, calificó la jornada como un día de concreción de un largo sueño esperado por el país, pero en especial por la provincia de Córdoba. "Esta fábrica es parte indivisible de la provincia", afirmó.

"Para la Argentina es muy importante volver a la fabricación de aviones después de tantos años de inactividad. Córdoba fue cuna de la actividad industrial argentina y la decidía de más de 70 años hizo que perdiéramos esa capacidad industrial", remarcó Aguad.

En cuanto a los nuevos planes de negocios de FAdeA, el ministro sostuvo que "está fábrica tiene dos desafíos muy importantes, el primero es transformase en un taller de reparación de los grandes aviones comerciales de la región y por otro es poder producir aviones de entrenamiento y de combate para poder venderlos a los países de la región. En eso estamos en el presente y tenemos tratativas con varias fuerzas armadas de países amigos".

Debido a las fuertes restricciones presupuestarias dispuestas por el PEN, para 2019, no son pocas las voces militares que han manifestado preocupación por la cada vez menor asignación de recursos para tareas operativas y de adiestramiento. No obstante las autoridades de la planta industrial dependiente de la cartera de Defensa confían en que en poco tiempo más no necesitarán soporte financiero del Estado Nacional. Dentro del sector aeronáutico, todas las miradas se posan en Beltramone y su equipo. No hay margen para el error, "o somos auto sustentables o no hay futuro posible", indican.



Fuente: Infobae
Más artículos